MÁS VIEJA Y MÁS PELLEJA

MÁS VIEJA Y MÁS PELLEJA

MÁS VIEJA Y MÁS PELLEJA

Me hago mayor, eso no es ningún secreto y si no fuera así, sería un mal augurio. Pero sí, este año cumplo uno más. Mi trigésimo quinto aniversario. Se dice pronto. Me siento igual de vital y enérgica pero, para qué mentiros, más pelleja… Eso decía mi madre… “Cuanto más vieja más pelleja” y cuanta razón. Pero pelleja de la buenas, borracha de Kms, con sed de retos y caminos nuevos. Ganas de seguir poniendo al límite este cuenta kilómetros, porque a veces pienso que no tiene fin. Pero sí lo tiene, todo lo tiene. ¡Gracias a Dios!

Los 34 que quedan atrás me han dejado un legado lleno de buenos aprendizajes. No se me caen los anillos, ¡Oiga! Lo mismo te sirvo para un roto que para un descosido pero no me achico. Quizás al principio, puede que la inseguridad me juegue alguna mala pasada, pero luego todo se pasa, que por eso aprendo (la mayoría de las veces para mejor).

Así que tras los 34 llenos de experiencias nuevas y sueños cumplidos, encaro un 35 con fuerza. Sé que éste es el año. Voy a sentir la curva de la madurez en su máximo exponente. Porque es el muro que separa a la persona adulta de la mayor. Pero prometo ser una mujer mayor de esas que acojonan. Que meten el turbo a fondo y llegan al final, con ese derrape estridente que te deja atónito. Y tras el frenazo sonoro saldré yo: viejita, arrugadita, pelo blanco, sin dientes, pero sonriendo y levantando mis dedos coronando un V de victoria. La de saber que has ganado, que has cumplido y que has conseguido lo que viniste a hacer… Cumplir mis sueños, reventar todos los retos y no dejar de vivir. Sí, esa soy yo, un cúmulo de experiencias ensordecedoras que te dejan sin aliento y que, sobretodo, te hacen sentir allá arriba, tan alto que casi tocas el cielo con los dedos.

Una mujer sin nada y con todo. Sin prisa pero que siempre va corriendo, con sueños muy reales, con hambre pero saciada de grandes experiencias. Porque así voy a ser yo. Así de simple, sencilla y sincera. Que vengan 5 septenios más que los espero, así, con esta cara y con las que vengan a partir de ahora.